La música y en concreto el piano, me acompañan desde bien niño, y, a parte de disfrutar tocando, siempre me ha servido para expresar y sanarme en momentos de dificultad.

La música es un arte que puede llevarnos a lo más hondo de nuestro ser. Desde mi experiencia, es el arte que más hondo me toca, posiblemente por eso sea el más elevado.

Como decía Beethoven: “Lo que tengo en mi corazón y en mi alma debe encontrar una salida. Esa es la razón de la música”, palabras que suscribo plenamente y con las cuales me siento identificado.

Bendita música que me permite tocar el cielo cuando sólo se ven nubes.

Podéis ver algunas de mis piezas compuestas en este enlace:

VER LISTA DE COMPOSICIONES